Psicología infantil

¿CUÁNDO RECURRIR A la PSICÓLOGíA INFANTIL?

Cuando te sientas perdido/a a la hora de hacer frente a las distintas dificultades que te puedas encontrar en casa, con tus hijo/as, en la relación con ellos.

Leer más

Cuando sientas que esas dificultades están generando emociones negativas de forma habitual o empiezan a afectar a la convivencia de la familia y al propio niño/a o a los padres de forma individual.

 

Cuando notes un cambio brusco o un empeoramiento progresivo en algunos hábitos o comportamientos de tu hijo/a que le hagan sentir mal o provoquen un cambio negativo y significativo en su/ vuestra vida cotidiana.

 

Nuestro objetivo será ayudarte, utilizando técnicas eficaces y un trato personalizado y cercano. En consulta trabajamos con la terapia cognitivo conductual y se utilizan herramientas de disciplina positiva.

¿Qué pasos damos en las sesiones?

  • En la primera sesión no suelen acudir los menores, puesto que se entrevista a los padres de forma extensa, para valorar el motivo de consulta. Dependiendo del motivo de consulta, también se realizará una evaluación del menor y de la familia en días posteriores.

Leer más

  • De forma conjunta, estableceríamos unos objetivos a alcanzar.
  • Se diseña qué se va a hacer, cómo y con qué recursos o herramientas se puede empezar. Para esto se tendrán muy en cuenta las características de las familias y el contexto en el que se mueven.
  • Os llevaréis, por escrito, unas pautas de trabajo para casa. La idea es practicar lo visto en consulta de forma real, en vuestra casa, en el colegio, en el parque… Así, los padres, en la mayoría de las ocasiones, os convertís en coterapeutas.
  • Normalmente y salvo casos muy específicos, nuestra actuación va dirigida a la familia al completo, no al menor de forma exclusiva. Un cambio en la dinámica familiar o en los estilos de interacción padres-hijos puede mejorar significativamente el motivo de consulta.
  • Evidentemente, también habrá que trabajar algunos aspectos de forma individual con el menor. A mayor edad del niño, se tiende a incrementar más ese trabajo individual. Por ejemplo, con los adolescentes el trabajo en consulta y fuera de ella es muy intenso.
  • En las sucesivas sesiones se revisarán los cambios, dudas y se facilitarán nuevas pautas hasta conseguir los objetivos que se plantearon cuando nos conocimos.

¿Qué podemos trabajar?

Nos centramos en tres grandes bloques, pero si tienes dudas, puedes consultarnos por otros.

Leer más

  1. Evaluación, diagnóstico e intervención en:

 

  • Síntomas de tristeza y ansiedad, apatía, ira o irritabilidad frecuentes.
  • Trastorno de atención con o sin hiperactividad (TDAH)
  • Hábitos nerviosos
  • Miedos, fobias y obsesiones
  • Problemas de alimentación: pica, sobrepeso, falta de interés por nuevos alimentos…
  • Dificultades con el sueño.
  • Control de los esfínteres: enuresis y encopresis
  • Falta de autoestima y/o habilidades sociales, afrontamiento y resolución de problemas, frustración, etc.
  • Adicciones: drogas, nuevas tecnologías…
  • Otros

 

  1. Mejora la relación con tus hijos e hijas.

 

  • Mejora de los estilos educativos basados en la disciplina positiva.
  • Conoce como entender a tus hijos pequeños y a los adolescentes.
  • Estrategias efectivas para prevenir y resolver conflictos en familia.

 

  1. Estudio y aprendizaje:

 

  • Evaluación de las dificultades de aprendizaje.
  • Estimulación cognitiva y entrenamiento en concentración, atención y memoria
  • Entrenamiento en motivación y establecimiento de metas, organización y planificación del estudio.
  • Fomento de la autonomía y técnicas/ hábitos de estudio para la mejora del rendimiento académico.
  • Coordinación con los docentes, centros educativos, equipos de orientación y otros especialistas relacionados con el niño/a (pediatras, logopedas, etc.) y asesoramiento a través de pautas a los mismos, siempre que se estime necesario.
¿Necesitas más información?

ÚLTIMAS ENTRADAS DEL BLOG

  • El amor constituye una emoción compleja que nos ayuda a establecer vínculos significativos con las personas y que suele operar como una fuente incesan

  • ¿Por qué en se dan situaciones complicadas entre mi hijo/a y yo? Parece que últimamente si no me pongo serio/a o si no le amenazo con castigarle no ha

  • Qué es el proceso de duelo Cuando se da una pérdida en nuestra vida, comenzamos un proceso psicológico de adaptación, conocido como duelo. Se trata de

  • La ansiedad social se caracteriza por sentir un intenso malestar ante las situaciones sociales en las que se puede ser analizado y evaluado negativame